La barba: antes y ahora

El uso de barba ha tenido diversos significados a lo largo de la historia. El vello facial no siempre ha tenido que ver meramente con lo estético, sino que tuvo distintos simbolismos en base a culturas, religiones y momentos históricos. En Nórdico te damos algunos datos de la barba que quizá no sabés.

bigote elegante

La barba a lo largo de la historia

A lo largo de la historia, la barba ha sido símbolo de sabiduría, madurez, valentía, autoridad… Sin embargo, esta también ha sido prohibida en algunos contextos. La historia de la barba es cambiante, hasta llegar a los criterios estéticos de la actualidad.

En el Antiguo Egipto, la barba era sinónimo de divinidad. Sin embargo, los faraones estaban totalmente afeitados y usaban barbas postizas, generalmente hechas de oro. En la Antigua Grecia, la barba era símbolo de virilidad. Por ende, el afeitado era un método de castigo y humillación.

Si bien es complicado dar con el origen del rasurado, hay indicios de que fue Alejandro Magno el primero en ordenar el afeitado como una norma. Este exigió a sus soldados cortar sus barbas, ya que el enemigo podía tirar de ellas en batalla.

Es así como, en distintos momentos de la historia, la barba tomó diversos significados. Quizá en la mayoría de los casos de la antigüedad, la barba era símbolo de madurez y experiencia.

Quizá en algún momento hayas escuchado la palabra “imberbe” como insulto. El término hace alusión a alguien sin barba. Es decir, una palabra que hace referencia a alguien inmaduro, ya que las personas sin vello son, en su inmensa mayoría, adolescentes. 

La barba en la actualidad

Con el paso de los siglos, el vello facial dejó de tener un significado aparte de lo meramente estético. No fue sino hasta la década de 1920 que apareció la moda del bigote. Grandes personajes históricos de inicios del siglo XX usaban bigote, como es el caso de Albert Einstein o incluso Adolf Hitler.

Fue en la década de 1960 que las barbas se pondrían nuevamente de moda, retomando una tendencia ancestral.

Actualmente podemos decir que el uso de barba y bigote corresponde a un sello personal. Cada hombre define su propio estilo ya sea basándose en determinadas épocas, o sencillamente como se siente más cómodo. Lo importante es que es un medio de expresión y significado único. Definitivamente ser barbudo, es un estilo de vida en Nórdico te ayudamos a llevarlo de la mejor manera.

×